Archivo de la etiqueta: Mark Zuckerberg

¿Qué es Paper?

Durante su última presentación de resultados, Facebook desveló que un 53% de sus ingresos en publicidad ya provienen de sus aplicaciones móviles y la tendencia es que ese porcentaje aumente.

Sin embargo, los estudios muestran que los usuarios de esa red social cada vez pasan menos tiempo en ella lo que, a la larga, tendrá un impacto en los resultados de la empresa de Palo Alto (California).

No vamos a entrar a valorar el porqué de lo anterior pero una de las causas parece ser la calidad de sus aplicaciones móviles que, sinceramente, no han evolucionado mucho y su diseño tampoco es atractivo.

¿La respuesta de Facebook?

Una nueva app llamada Paper que, en resumidas cuentas, hace más atractivo navegar la red social (= el usuario pasará más tiempo en ella) además de incorporar funciones propias de un agregador de contenidos tipo Flipboard.

El diseño de la aplicación nada tiene que ver con el de la aplicación oficial y, al mismo tiempo que permite al usuario ver su muro, incorpora diecinueve secciones (para que el usuario elija las que más le interesen) con temática tan variada como titulares, deportes, tecnología, igualdad, planeta, hogar, familia, fotografía…

Sin embargo, a diferencia de Flipboard, dentro de cada sección el usuario no puede elegir de que fuentes proceden los artículos (ej. Titulares – The New York Times) sino que recibe información de las publicaciones seleccionadas por el personal de Facebook.

Por lo demás, tal y como se puede ver en el vídeo, el diseño y la navegación nada tienen que ver con la app oficial de la red social. El usuario puede moverse entre secciones desplazando a izquierda y derecha. La información de cada sección se muestra dividida, dejándose la parte superior para resaltar noticias y, en la parte inferior, se disponen las tarjetas que presentan un titular, fotografía y comienzo del artículo desdoblándose cuando se acceda al contenido completo.

El diseño de la aplicación es su punto fuerte

El diseño de la aplicación es su punto fuerte

En fin, merece la pena probarla aunque, de momento, sólo se encuentra disponible para dispositivos iOS y usuarios de la App Store americana.

¿Que no os resistís a probarla?

Este artículo os será de ayuda.

Facebook Home

Algunos lo califican como un golpe maestro de Mark Zuckerberg, otros opinan que no tiene mucho futuro pero, sea como sea, Facebook Home se ha convertido en la noticia tecnológica de la semana.

¿En qué consiste?

Se trata de una modificación del sistema operativo Android que viene a alterar su funcionamiento.

En este caso, la “capa de software” que Facebook ha diseñado permite a los usuarios de terminales Android una mayor interacción con la red social más poblada.

Una vez instalado, la propia pantalla de bloqueo pasa a convertirse en una mezcla de las últimas fotos, cambios de estado, comentarios, etc. de los contactos, páginas web favoritas, etc. que el usuario mantiene/sigue en esa red social. También integrará las notificaciones propias de Facebook o del resto de aplicaciones que tengas instaladas en tu terminal. Por encima de todo ello, un sistema de mensajería/chat para estar en contacto permanente con tus amigos (de Facebook).

¿Qué gana Facebook con todo esto?

A la compañía de San Francisco le interesa que el mundo del usuario gire alrededor de su red social dado que así podrá conocerle mejor y dirigirle toda un serie de anuncios que “cuadren” con su perfil.

Otra ventaja es que, por ahora, se olvidan del desarrollo de un terminal propio de Facebook.

Del otro lado, no creo que la noticia haya sentado bien a Google quien, a través de sus aplicaciones integradas en Android (Gmail, Maps, Now, etc.) logra obtener datos de sus usuarios con el objetivo final de dirigirles publicidad específica (¿os suena?) y obtener grandes beneficios por el camino…

Al final, que Android sea un sistema operativo abierto está dando más que un buen dolor de cabeza a los ejecutivos de Google dado que compañías como Samsung (con sus productos Galaxy S) y Amazon (modificando Android e instalándolo en sus tablets Kindle Fire) están “sacando tajada” del trabajo de los de Mountain View ya que, tras modificar el producto desarrollado por Google, obtienen beneficios económicos que éste no percibirá.

¿Cuando estará disponible?

A partir del 12 de abril y únicamente para los dispositivos HTC One, One X, Samsung Galaxy (S3 y S4) y Note II.

(Pablo)

 

Otro derrape para Instagram

Esta semana la noticia corría como la pólvora: Instagram había modificado sus Condiciones del Servicio y, a partir del dieciséis de enero, podría vender las fotos de sus usuarios sin su consentimiento expreso.

La reacción de los usuarios no se hizo esperar: multitud de blogs, Twitter, prensa especializada, foros, etc. empezaron a mostrar su descontento y, lo que es mas, empezaron a proliferar sitios que proporcionaban instrucciones acerca de como descargar las fotos del popular servicio (ej. usando Instaport) y cancelar la cuenta antes de la entrada en vigor de la nueva política.

Al final, y de momento, ha sucedido lo que suele pasar en estos casos: Kevin Systrom (cofundador del servicio) tuvo que publicar una nota en la que venía a decir que todo había sido un error, que no está entre sus intenciones vender las fotografías subidas al servicio y que procederían a la modificación de Condiciones del Servicio (en efecto, han vuelto a la redacción de 2010).

Instagram Terms of Use

En resumen, otro caso de “atropello al usuario” y que, por ahora, únicamente la movilización masiva de sus usuarios ha podido detener.

Todo este asunto apesta al “tufillo” de Facebook que, este mismo año, compraba Instagram por un billón de dólares. La intención de la red social más poblada es empezar sacar partido a todos sus activos y, claro está, Instagram es el más importante…por detrás de la propia red social.

La información que puede obtenerse de las fotografías de los usuarios (datos EXIF, geolocalización…) es muy valiosa para los anunciantes dado que les ayuda a dirigir su publicidad a determinados perfiles de usuario más proclives a comprar sus productos.

Si lo anterior lo sabemos nosotros, que no sabrán los accionistas de Facebook…

(Pablo)

Instagram: mi relación amor/odio

Tal y como dice su página oficial, Instagram es una manera rápida, bella y divertida de compartir tu vida con tus amigos a través de fotos.

Aunque muchos ya conozcáis (y uséis) Instagram en la actualidad, la idea detrás de esta red social es compartir, con otros usuarios, las imágenes que tomamos desde nuestros dispositivos móviles. Disponible para dispositivos iOS y Android, permite aplicar una serie de filtros, marcos, etc. a las fotografías para darles un aspecto especial a gusto del usuario. Una vez tenemos la imagen lista, podemos compartirla en Instagram, otras redes sociales (Facebook, Twitter, Flickr, Tumblr y Foursquare) o por correo electrónico.

Esa idea, que ahora nos parece sencilla, se ha convertido en una red social con 50 millones de usuarios (y creciendo).

Atardecer (autor: Fer)

Empecé a usar Instagram tarde; seguramente, porque estoy adentrándome  en el complejo mundo de la fotografía réflex digital y, la calidad que ofrecen estos dispositivos, hace que las fotografías tomadas desde un teléfono móvil se sonrojen de vergüenza.

Sin embargo, he de reconocer que la calidad de algunas instantáneas móviles es suficiente para que podamos apreciar su belleza desde otro dispositivo móvil (teléfono, tableta, portátil…) y, muchas veces, ello sea suficiente para admirar la calidad de una fotografía bien hecha.

Instagram, ciertamente, nos permite acceder rápidamente a un sinfín de instantáneas de personas conocidas o desconocidas. Hay auténticas maravillas (de la fotografía móvil) en esta red social esperando a ser descubiertas y, una vez que descubres a un autor de calidad, la aplicación te permite “seguirle” (al más puro estilo Twitter) para no perderte ninguna de las nuevas fotos que sube a la red social.

La aplicación también permite expresar cuando una foto te gusta (si, como en Facebook) y, las fotos con mayor aceptación, tienen su propia sección dentro de esta red social.

La posibilidad de editar y compartir esas fotografías en otras redes sociales, viene a redondear una aplicación muy bien construida.

Vista su parte positiva, llevo bastante tiempo queriendo “quejarme” de lo que, a mi parecer, se está convirtiendo en su parte negativa: Instagram se está convirtiendo en un “cajón desastre” para todo tipo de fotografías.

Aunque, desde sus comienzos, fueron muchos los fotógrafos “serios” los que hicieron uso de esta herramienta para compartir y dar a conocer su trabajo…una vez se expandió lo suficiente, el “usuario de a pie” comenzó a transformar esta red social en lo que le vino en gana.

Palacio Real, Madrid (autor: Pablo)

Claro ejemplo de ello son las fotografías de desnudos o semi-desnudos que, por desgracia, siempre aparecen en la sección de “más populares”.  Quiero pensar que ese tipo de fotografías surgen de la necesidad de ciertas personas de satisfacer su ego interno (acumulando “me gusta” y seguidores) porque, si nos atenemos a la calidad de las fotografías (o de los modelos), suele brillar por su ausencia.

Así, una red social que empezó como medio de distribución de fotografías de calidad se ha convertido en un “museo de lo cotidiano” sin el menor gusto por la fotografía.

Otra de las críticas que se hacen al servicio es que mucha gente sube fotografías tomadas con cámaras réflex, mejoradas mediante Photoshop, etc. es un intento de ganar popularidad entre los usuarios. Este tema no me molesta tanto, después de todo se trata compartir fotografías y, aunque su popularidad se la debe a los dispositivos móviles, su éxito hace que haya aplicaciones de escritorio (portátil/sobremesa) que ya permiten subir, a esta red social, fotos tomadas desde cámaras digitales.

Frente a ello poco puede hacer Instagram, es esa faceta social (en detrimento de un sitio de calidad) la que ha otorgado a sus creadores el estatus de multimillonarios sin haber cumplido los treinta años.

Si a ello añadimos el temor de parte de sus usuarios a lo que pueda conllevar, para esta red social, su reciente compra por parte de Facebook, el futuro de Instagram no se ve muy claro.

Mientras observo que va sucediendo, me limitaré a tomar, editar (si cabe) y compartir mis fotografías ignorando, casi por completo, la sección “más populares” de esta red social.

(Pablo)

Facebook compra Instagram

Así lo anunciaron ayer tarde (hora española) los CEOs de ambas compañías:  Mark Zuckerberg (Facebook) y Kevin Systrom (Instagram).

Para los que no conozcan Instagram, se trata de una comunidad de amantes de la fotografía (móvil) donde, usando las aplicaciones disponibles para iOS/Android, puedes tomar fotos con tu terminal, aplicarles (o no) una serie de filtros y/o correcciones y compartirlas en redes sociales como Facebook, Twitter y Flickr.

Así, podemos decir que la red social por excelencia se hace con la comunidad de fotografía más de moda.

Esperemos que este nuevo filtro no se incorpore a Instagram 😉

Eso sí, ambos se han apresurado en confirmar que Instagram se mantendrá (de momento) como una aplicación independiente y que ambas compañías se beneficiarán mutuamente de lo que cada una de ellas puede aportar a la otra.

¿El precio? Un auténtico despropósito: mil millones de dólares entre efectivo e intercambio de acciones.

Hace menos de semana la valoración de Instagram era de quinientos millones de dólares pero, tras la compra de hoy, no se hasta que punto se está hinchando la “burbuja tecnológica” y que sucederá cuando explote…

(Pablo)

Timeline: Facebook estrena una inquietante novedad

Ya hace tiempo que vengo leyendo artículos acerca de la nueva característica que Facebook planea introducir en 2012: el Timeline.

Básicamente, lo que Mark Zuckerberg (cofundador de Facebook) nos propone es dejar de centrarnos en el presente (actualizaciones de estado, “me gusta”, fotos subidas con el móvil, comentarios) y echemos una ojeada al pasado.

Me explico, el timeline (línea de tiempo) nos permitirá acceder, desde un principio, a todo el contenido que hemos compartido en Facebook desde que nos dimos de alta en el servicio. Pero no queda ahí la cosa, nos permitirá subir información relativa a nuestra vida anterior a nuestra llegada a Facebook.

Por ejemplo, como luego veréis en el vídeo, podemos “contar nuestra vida” desde nuestro propio nacimiento, resaltando todos esos momentos importantes de la misma mediante comentarios, fotografías, etc. asociados a una fecha o período de tiempo determinado.

¿Cuál es el problema?

A primera vista, nuestros conocidos (siempre que así queramos) van a tener un visión más completa de ti.

Sin embargo, y lo que realmente me inquieta, es la intención de Facebook al implementar esta nueva característica. En mi opinión, parece haberse “agotado” el presente y vamos a explorar el pasado de los usuarios del servicio…

¿Con qué intención?

No olvidemos que Facebook no vive del aire, es decir, hay que mantener granjas de servidores donde almacenar esa ingente cantidad de información que sus usuarios comparten cada día además, claro está, de los gastos derivados de la plantilla propia de la red social.

El dinero procede, fundamentalmente, de la publicidad que veis cuando usais el servicio y os puedo asegurar que los anunciantes pretenden dirigir su publicidad directamente a un perfil determinado de consumidor. Para ello necesitan conocer y analizar los gustos de cada uno de ellos pero ¿cómo obtienen esa información? Es ahí donde entra en escena Facebook que conoce perfectamente a cada uno de sus usuarios porque estos se empeñan, supongo que es una necesidad humana, en compartir todo tipo de información personal con sus amigos, familiares, conocidos, etc.

¿Qué nos recomendáis?

Tened cabeza a la hora de usar el timeline, es decir, pensar cuidadosamente lo que vais a compartir y con quien lo vais a compartir (os recuerdo que existen opciones de privacidad que poca gente se detiene a configurar); tened muy en cuenta lo que esa información puede suponer para vosotros y para otras personas relacionadas con la misma.

Esto mismo es aplicable a vuestro uso diario de cualquier red social pero creo que Facebook, la red social con mayor número de usuarios, es la que permite mayores posibilidades de difusión de información personal. ¿Por qué será…?


(Pablo)

NOTA: La implementación del Timeline será paulatina a lo largo de 2012; sin embargo, si accedéis a la versión móvil de Facebook podréis usar hacer uso, desde ya, de esta característica.

Curiosas manías

Siempre se ha dicho que cuando uno está ‘podrido’ de dinero le empiezan las manía psicóticas, unas más caras que otras, pero manías.

Cantantes, artistas, deportistas… cuando llegan a tener un nivel adquisitivo alto tienden a tener manías como tener cincuenta toallas blancas en los hoteles a los que van, estrenar zapatos diariamente, tener a alguien que pruebe la comida antes de ingerirla él o ella (como si le fueran a envenar), etc.

Hay algunas manías o excentricidades conocidas como la de Carlos Santana, del cual dicen que requiere una habitación con inciensos de la India y esencia de Jalisco… o la de Blur que necesita en su camerino cinco pares de medias, huevos Kinder y una caja de Legos para hacer castillos en sus ratos libres.

Mark Zuckerberg, presidente de Facebook, ha sorprendido (o no) a propios y extraños al compartir por la red social que él preside que además de ser casi vegetariano, sólo come la carne de animales que él mismo sacrifica… ¿Manía o excentricidad? Lo cierto es que podía haber sido peor.

Su primer sacrificio fue una langosta, vamos, que no se complicó la vida a la hora de sacrificarla, agua hirviendo y “pa’ dentro”, aunque dicen que después le cogió gusto y se atrevió con un cerdo y una cabra… ¿Qué hará cuando le entren ganas de comer serpiente? ¿Y si se vuelve caníbal? De momento Mark Zuckerberg se conforma con estos pequeños manjares.

(Fer)