Archivo de la etiqueta: metro

Un nuevo metro para Londres

Vagones más largos, mejores accesos y mayor accesibilidad, luces LED, paneles publicitarios digitales, aire acondicionado, WiFi…

El futurista nuevo diseño

El futurista nuevo diseño

Interior de los vagones

Interior de los vagones

El estudio británico Priestmangoode ha presentado el diseño del que será el nuevo metro de Londres, en las líneas Picadilly, Bakerloo, Central, Waterloo & City, a partir de mediados de la década 2020-2030.

Hoy, día en que celebramos el 4º aniversario de La Almohada de Lucas, que mejor homenaje que hablar del futuro más próximo del protagonista de nuestro logo.

Gracias por estar ahí y visitarnos a menudo.

El gran Gatsby

cine-ladl

Basada en la novela de F. Scott Fitzgerald, El gran Gatsby nos traslada al Nueva York de los años 20 del siglo pasado en un remake de la cinta protagonizada por Robert Redford y Mia Farrow en 1974.

El narrador, Nick Carraway, nos relata como, tras instalarse cerca de Nueva York, se ve arrastrado por la ciudad y, sobre todo, por el estilo de vida de su enigmático vecino: Jay Gatsby.

Ciertamente, Carraway es un muñeco en una sociedad adinerada, ávida de fiestas, excesos e infidelidades. Sus anfitriones en ese viaje serán el marido de su prima y, sobre todo, Gatsby que despliega todos sus encantos para hacerse con la confianza de Carraway con un misterioso objetivo que, una vez desvelado, se convierte rápidamente en el eje central de la película.

Con una nota de 7,4/10 en IMDb...recomendable

Dirigida por el australiano Baz Luhrmann (Moulin Rouge, Australia), su reparto está encabezado por Leonardo DiCaprio, Carey Mulligan, Tobey Maguire, Elizabeth Debicki y Joel Edgerton.

Conociendo la novela y sabiendo que Luhrmann llevaba las riendas de este proyecto rodado en Australia, lo primero que me vino a la cabeza, con la experiencia previa de Moulin Rouge, es de que manera el director australiano representaría las grandes fiestas en la mansión Gatsby.

Luhrmann cumple con creces y es de agradecer que no se detenga, en exceso, en las fiestas que tienen lugar al otro lado de la bahía de East Egg.

Respecto al reparto, he de reconocer que sigo encantado, una vez más, con el trabajo de Leonardo DiCaprio. Sigo sin comulgar con Tobey Maguire pero merece la pena a una soberbia (y frágil) Carey Mulligan que, tras Drive y Shame, viene a confirmar una más que prometedora carrera.

Por lo demás, su recaudación ya ha superado el presupuesto de la cinta y, aunque no suelo mencionar bandas sonoras, en ésta brilla con luz propia Young and Beautiful de Lana del Rey.

Muy destacable, por su originalidad y la transformación que sufrió la estación de metro de Callao (doy fe de ello), la acción promocional de la película en Madrid.

(Pablo)

Visitamos la Feria del Libro

Este sábado visitamos la Feria del Libro de Madrid situada, como viene siendo habitual, en el Parque del Retiro (metro Retiro, Príncipe de Vergara ó Ibiza).

Bajo el lema El libro es la respuesta, 353 casetas y 457 expositores buscan acercar la literatura a todos los públicos y, como no, mejorar la recaudación de ediciones anteriores.

Durante nuestro paseo nos hemos encontrado con bastantes autores acercándose a sus lectores mediante la firma de sus obras, fotografiándose con ellos o comentando aspectos de su trabajo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

En fin, una mañana muy agradable rodeados de libros y autores.

(Pablo)

Tarjeta de transporte público

En mayo pasado, el Consorcio Regional de Transporte de la Comunidad de Madrid lanzaba la Tarjeta de Transporte Público (TTP).

Esta tarjeta sustituirá, en un futuro, al tradicional billete de banda magnética (cupón de abono transporte) que hemos venido utilizando hasta el momento. Este nuevo sistema, además de más cómodo para el usuario (no se desimanta ni se tiene que introducir para su validación), supondrá un importante ahorro en papel.

Aunque su implantación se limitó, en un principio, a los usuarios del Abono Joven Zona A (jóvenes que se mueven en bus/metro dentro de Madrid capital), más tarde se ha extendido a todos los usuarios de la Zona A (unos 400.000 usuarios).

TTP

¿Qué ventajas aporta?

  • Se trata de una tarjeta sin contacto, basta con acercarla a un lector/detector situado en el interior del autobús o en los torniquetes de acceso de la estación de metro/cercanías y el título se validará dándose por abonado el coste del servicio. En mis pruebas, ni siquiera hace falta sacar la tarjeta de la cartera, basta acerca ésta para que la tarjeta sea detectada.
  • Puede contener hasta tres tipos de títulos de transporte distintos (ej. abono personal de 30 días más dos bonos de diez viajes). Matizar que, aunque la tarjeta todavía no permite cargar los bonos de diez viajes, en un futuro, si la tarjeta contiene dos títulos distintos, el sistema será capaz de validar, en un primer momento, el abono personal para, a continuación, validar el bono de diez viajes si el usuario decide “invitar” a su acompañante/s.
  • La validez del abono personal cargado en la tarjeta es de 30 días naturales lo cual puede suponer un ahorro al usuario frente al cupón de abono transporte tradicional cuya validez se restringe, invariablemente, a un mes natural.
    Según lo anterior, el usuario puede planificar su compra teniendo en cuenta períodos en los que no va a utilizar el título de transporte (vacaciones, puentes, festivos…). y, además, que una vez cargado un abono personal, el usuario todavía dispondrá de diez días naturales para validar el abono por primera vez sin que éste comience a perder su validez (de no ser así, a partir del décimo primer día, se irá descargando día a día).

Tras dos días de uso, he de reconocer que el funcionamiento de la tarjeta es bueno (únicamente no pude validarla en una estación). Anteriormente, me resultaba incómodo tener que llevar, en mi cartera, el cupón de abono y, fuera de ella (dado que no entra), la funda/título que podía requerirse al usuario para comprobar la coincidencia entre abono y titular del mismo.

Si estáis interesados podéis solicitar la tarjeta de transporte público aquí. Si lo hacéis antes del próximo quince enero, la tarjeta no tendrá coste alguno. A partir de ese día, su precio será de cuatro euros.

Para terminar, no penséis que la tecnología sin contacto es una novedad ya que lleva tiempo implantada en otras ciudad europeas como Londres (tarjeta Oyster) y París (tarjeta Navigo).

(Pablo)

 

Huelga de metro y autobus en Madrid

Llevaba varios días con ganas de aportar mi punto de vista, sin entrar a valorar las razones que la han motivado ni la imagen exterior que estamos dando, de lo que la huelga en el servicio público de transporte supone al ciudadano madrileño.

Dos son las consecuencias principales que, para un usuario del transporte público, suponen esta huelga: molestias e incomodidad.

Molestias ocasionadas por el madrugón que hay que darse para intentar llegar a tiempo al trabajo (ese bien que, por desgracia, se ha convertido en tesoro en nuestro país), evitar problemas en éste, etc. La falta de sueño y esas prisas estoy seguro que no ayudan al desarrollo de un carácter afable en el ciudadano, ya bastante crispado por la situación del país y que, además, se encuentra con un panorama poco alentador cuando llega al andén o parada: acumulación de gente, retrasos acusados en la frecuencia de paso, pérdida de tiempo, tiempo malgastado esperando, etc.

Huelga de metro

Viaja como puedas

Incomodidad porque a menos trenes/autobuses, más gente quiere subirse a los pocos que pasan. Ello produce escenas tales como ciudadanos queriendo crear espacio donde ya no lo hay (vagones de metro/autobuses llenos) a base de empujamos, malas formas, etc. lo que supone escuchar gritos, insultos, maldiciones y, a veces, las quejas de personas que están siendo, literalmente, aplastadas contra una pared, ventanilla o barra para sujetarse.

Es bastante deprimente como, tras trabajar unas doce horas diarias, llegas al andén del metro y, como me sucedió antes de ayer, tienes que esperar allí de pie unos trece minutos la llegada del siguiente tren, restándote tiempo para disfrutar junto a las personas que realmente quieres…

(Pablo)

Google Maps vuelve al iPhone

Tras la llegada de iOS 6, Google vio como sus aplicaciones Maps y YouTube desaparecían de todos los terminales iPhone que se actualizaban a la última versión del sistema operativo móvil de Apple.

Para Google, cuya principal fuente de ingresos es la publicidad, perder la información que los numerosos usuarios de iOS proporcionan a su sistema de publicidad fue un duro golpe. Sin embargo, dado que Apple ya había anunciado dichos cambios con anterioridad, la compañía del buscador reaccionó rápido y lanzó su aplicación YouTube un día antes de que el iPhone 5 (con iOS 6 instalado por defecto) fuese presentado.

Con Maps no sucedió lo mismo, Apple introdujo su aplicación Mapas en iOS 6 y resultó ser un auténtico desastre desde el primer momento. Al integrar pésimamente la información proporcionada por varias fuentes (entre las que destaca Tom Tom) en una buena aplicación, ésta terminó por ser desechada por los usuarios y supuso, primero, las disculpas públicas del CEO de Apple (Tim Cook) y la salida de la compañía del máximo responsable de iOS (Scott Forstall) además del encargado principal de Mapas (Richard Williamson).

Ha tardado pero, el pasado jueves, Google nos sorprendía lanzando una nueva versión de Google Maps para el iPhone (la versión para iPad tardará un poco más en llegar). Dado que su antigua versión fue desarrollada por Apple (Google sólo suministraba la información), la nueva aplicación ha sido programada desde cero y, en ella, recuperamos las funciones Street View, información del tráfico y medios de transporte además de enlazar a Google Earth (si tenemos instalada dicha aplicación en nuestro smartphone).

Rutas en transporte público (autobus, metro) entre dos puntos

Seleccionando una ruta en transporte público (autobus, metro)

Como siempre, la aplicación permite buscar direcciones, puntos de interés (ej. gasolineras) y guiarte hasta tu destino (gracias a que Google, por fin, ha integrado la navegación paso a paso en iOS) ofreciéndote, cuando sea posible, itinerarios alternativos mostrando al usuario el tiempo estimado de llegada y el tráfico existente (u otras incidencias) en esa ruta.

He podido probarla durante los dos últimos días y la aplicación funciona realmente bien. La aplicación Mapas de Apple ha quedado relegada a una carpeta en mi terminal y, hasta que no suponga una buena competencia frente a Google Maps, permanecerá allí un buen tiempo.

(Pablo)

Reflexiones desde el metro

Cuando visitas Madrid has de saber que existe todo un mundo bajo tus pies, abarca 293 kilómetros de red y consta de 300 estaciones. Ese mundo tiene nombre: Metro de Madrid.

El metro es el medio de transporte más recomendable para moverse por la capital. Salvo errores puntuales en su funcionamiento (cada vez más escasos) no encontrarás atascos, las estaciones están limpias y la calidad de los trenes es más que correcta.

Por lo demás, como usuario de metro he de reconocer que existe toda una “cultura no escrita del metro”: desde la más básica educación, ceder tu asiento a una mujer o a gente de avanzada edad, hasta la más pura “estrategia” del pasajero a la hora de determinar en que vagón se monta para, una vez llegado a su estación de destino, estar más cerca de la salida a la calle que le conviene y, así, arañar al reloj unos preciosos segundos que le permitan llegar antes a su trabajo/casa.

Úsalo, te sorprenderá

Además de la constante renovación de trenes y estaciones, Metro de Madrid se encuentra inmerso en introducir la tarjeta sin contacto. Igual que en Londres existe la Oyster card, se ha desarrollado una tarjeta que, al ser aproximada a un receptor situado en el torno, evita tener que introducir el abono en el mismo y, al mismo tiempo, el sistema verifica el saldo de la tarjeta (restando automáticamente el importe del trayecto a la salida) o si se trata de un abono mensual (no deduce saldo).

Sin olvidarnos que se trata de un negocio que, sospecho, es bastante rentable, el metro facilita a miles de personas sus trayectos por la capital.

(Pablo)